1. Estás en:
  2. Actualidad y noticias

Sugerencias de junio

Sugerencias

20 de junio de 2011

Los filmes que nos enseñó Juan Piqueras

Hablar de Juan Piqueras (Requena, 1904 – Venta de Baños, 1936) es hablar de un dinamizador y un pionero combativo e implicado en el terreno de la crítica, la investigación y la divulgación del cine. Desde las páginas de publicaciones como Nuestro Cinema, La Gaceta Literaria o Popular Film, a caballo entre España y Francia, Piqueras nos enseñó a ver y apreciar lo específicamente cinematográfico; a situar al cinema como una más entre las artes, y darlo a conocer entre todas las clases sociales mediante el impulso del movimiento cineclubístico durante la II República. Su influencia, como persona y como crítico, además, es imprescindible para entender la evolución de figuras clave en el cine español como Luis Buñuel o Ricardo Muñoz Suay.

A continuación presentamos un conjunto de textos y de filmes, al alcance del público a través de los servicios de Biblioteca y Videoteca del IVAC - La Filmoteca, con los que acercarse a la particular percepción de Juan Piqueras, y a sus circunstancias vitales y cinematográficas que –a modo de paradigma- fueron siempre por un mismo camino.


“NUESTRO CINEMA, no puede admitir –amistosamente- más que un cinema capaz de librarle definitivamente de la pobreza ideológica del de hoy. Es decir, un cinema con fondo, con ideas amplias, con contenido social… Un cinema que no puede darlo el actual, en manos de quienes más interés tienen porque la masa desconozca todo lo que pudiera enseñarle. Nos hace falta un cinema que enfoque ampliamente el tema social, el tema documental sin falsearlo, el tema educativo desde un punto de vista sincero. Un cinema que nació con Eisenstein, con Pudovkin, con Alejandro Room… Un cinema que se prolonga en Tourine, en Dowjenjo, en Nicolay Ekk, en Kart Junglas… Un cinema que no sea la opereta cinematográfica; ni la comedia salpicada de canciones absurdas; ni el documental «al aire libre» realizado en los estudios; ni el inspirado en las «estrellas», ni en los «divos», ni en los «códigos» puritanos de William Hays… Queremos un cinema enjundioso, nuevo y fuerte, y para preconizarlo y señalar los valores y las deficiencias del de hoy, nacen nuestros cuadernos mensuales, abiertos a todos cuantos se uniformen en nuestro equipo.” (PIQUERAS, Juan. “Nuestro itinerario: política y cinema”, Nuestro Cinema, (septiembre  1932), nº 4. En: PÉREZ MERINERO, Carlos y PÉREZ MERINERO, David. Del cinema como arma de clase: antología de Nuestro Cinema 1932-1935, Valencia, Fernando Torres, 1975, pp. ). 

Los principios de Nuestro Cinema

“Lo social es la causa del cinema, su razón de ser”. 

“Cinema puro versus cinema social”.

“Cinema versus artes antiguas”.

“Cinema burgués-capitalista versus cinema proletario”.

“Cinema soviético = cinema proletario”.

“Cinema soviético versus cinema simbolista”.

“Defensa del naturalismo como expresión última del realismo”.

“Papel educador del cinema”.

“El cinema es una poderosa arma de clase”.

“El cinema soviético como adelantado del cinema proletario”.

"... un verdadero cinema proletario sólo será posible tras el triunfo de la revolución”.
(PÉREZ MERINERO, Carlos y PÉREZ MERINERO, David. Del cinema como arma de clase: antología de Nuestro Cinema 1932-1935, Valencia, Fernando Torres, 1975).

“… el proletariado no puede considerar el cine amateur  más que como un arma a esgrimir en la batalla social y cultural que se está librando y por ello mismo, debe hacer todo lo necesario para apoderarse de él y ejercitarse en su manejo.” (PIQUERAS, Juan. “Nuestro cine amateur”, Nuestro Cinema, (agosto 1935), nº 4, 2ª época. En: PÉREZ MERINERO, Carlos y PÉREZ MERINERO, David. Del cinema como arma de clase: antología de Nuestro Cinema 1932-1935, Valencia, Fernando Torres, 1975, pp. 76-77).

“Pero el día en que una producción autónoma pueda asegurar un intercambio nacional e internacional y constituir un repertorio que recoja la vida y las luchas esenciales del proletariado mundial, sus iniciativas y sus ideas, sus obras y sus problemas, al cine amateur como elemento de expresión y de cultura universal se le habrá abierto un nuevo camino y el proletariado que lo utilice, habrá obtenido un aliado valioso en su lucha por la creación de un mundo mejor en una sociedad sin clases.” (PIQUERAS, Juan. “Nuestro cine amateur”, Nuestro Cinema, (agosto 1935), nº 4, 2ª época. En: PÉREZ MERINERO, Carlos y PÉREZ MERINERO, David. Del cinema como arma de clase: antología de Nuestro Cinema 1932-1935, Valencia, Fernando Torres, 1975, pp. 76-77). 

“Si en este momento hay un cine fuerte, este es el cine ruso. ¡Pero es porque en sus imágenes hay una perfecta comunión con la vida que representa!” (PIQUERAS, Juan. “Colofón a la primera encuesta de Nuestro Cinema”, Nuestro Cinema, (diciembre 1932), nº 7. En: PÉREZ MERINERO, Carlos y PÉREZ MERINERO, David. Del cinema como arma de clase: antología de Nuestro Cinema 1932-1935, Valencia, Fernando Torres, 1975).

“Es necesario ir descubriendo en las películas el verdadero sentido de las mismas y el objetivo auténtico que las anima. No olvidemos la servidumbre de todos los animadores del cinema (la prensa al distribuidor, el distribuidor al empresario, el empresario a las «estrellas», las «estrellas» y el director al productor y el productor al capital y al gobierno) y pensemos en algo más hondo que lo que se nos quiere ofrecer a primera vista.” (PIQUERAS, Juan. “Colofón a la primera encuesta de Nuestro Cinema”, Nuestro Cinema, (diciembre 1932), nº 7. En: PÉREZ MERINERO, Carlos y PÉREZ MERINERO, David. Del cinema como arma de clase: antología de Nuestro Cinema 1932-1935, Valencia, Fernando Torres, 1975, pp. 202).

“La importancia máxima de la fotogenia nos la demuestra la personalidad adquirida por los artistas que han poseído un gesto fotogénico original. Este detalle singularizado puede haber consistido en un detalle físico o en un aditamento a la indumentaria. Tan interesante puede haber sido el uno como el otro. Tanta expresión cabe –por ejemplo- en los zapatos y el bastón de Charlie Chaplin, o en las gafas de Harold Lloyd, como en la seriedad de Búster Keaton, o la infantilidad idiota de Harry Langdon. Tan sugestivo resulta el gesto cinematográfico de las manos de Zasu Pitts como el de los ojos maravillosos de Greta Garbo. La fotogenia cinegráfica aparece en todo lo personal, en toda situación oportuna. Unas veces en un gesto cómico, otras en un gesto dramático, otras en un objeto; tan hábilmente dispuesto, que adquiere tras su fotogenia caracteres e importancia de personaje auténtico.” (PIQUERAS, Juan. “Fotogenia del gesto puro”, La Gaceta literaria, (15 de octubre de 1929), nº 68. En: LLOPIS, Juan Manuel. Juan Piqueras: el “Delluc” español, Valencia, Filmoteca Generalitat Valenciana. IVAECM, 1988, v.1, pp. 199).

“… el gesto más dramático de Charlie Chaplin radica en sus pies, en sus zapatones de trotamundos. La aparición de sus zapatos en la pantalla es por sí sola una prueba objetiva del dramatismo –hondo y profundo- de su dueño. Son los suyos unos zapatos de peregrino, de eterno caminante, de hombre dispuesto a escalar todos los horizontes, hasta topar con un remanso de paz que sabe no ha de hallar nunca.” (PIQUERAS, Juan. “Fotogenia del gesto puro”, La Gaceta literaria, (15 de octubre de 1929), nº 68. En: LLOPIS, Juan Manuel. Juan Piqueras: el “Delluc” español, Valencia, Filmoteca Generalitat Valenciana. IVAECM, 1988, v.1, pp. 200).

“… el mayor acierto de Florián Rey ha sido la adaptación de fondos para el argumento, tan rudo, tan realista –tan español y desagradable, debiéramos decir-, como el de su película. Su iniciación social (que no termina), ese sentido del honor castellano –y calderoniano- del protagonista y de su padre, y el castigo ejemplar de la esposa que olvidó sus deberes, afirman a «La aldea maldita» como un film de tipo recientemente español. Hay en él iniciaciones de alta película española o de gran «españolada». Si Florián Rey es consecuente en este sentido, logrará grandes cosas. El cinema requiere sinceridades, no falso pintoresquismos. Cuando la obra está bien hecha, el público no se fija en si es o no es grata. El cine exige verdades. No hay que perseguir lo falsamente agradable. Hay que dar lo auténtico, por muy desagradable que parezca. Y «La aldea maldita» posee trozos de vida auténtica española. Hay en ella momentos de auténtica verdad.” (PIQUERAS, Juan. “Historiografía. Panorama del cinema hispánico”, Nuestro Cinema, (octubre de 1932), nº 5. En: LLOPIS, Juan Manuel. Juan Piqueras: el “Delluc” español, Valencia, Filmoteca Generalitat Valenciana. IVAECM, 1988, v.2, pp. 83).

“El asesinato de Juan Piqueras es uno de los episodios más atroces de una guerra rica en atrocidades… Este es el que podría ser hoy, en plena guerra civil, el organizador de un cinema grande y verdaderamente español. El destino no le ha permitido a un hombre al que se le pudo denominar como Louis Delluc español de continuar su obra. Pero se puede estar cierto de que las jóvenes generaciones que Piqueras ha formado edificarán después del triunfo republicano el cine español que él había soñado y en el que había, con Luis Buñuel, puesto los primeros y magníficos fundamentos” (SADOUL, Georges. “La muerte de Juan Piqueras. El Delluc español fusilado por los rebeldes”. En: LLOPIS, Juan Manuel. Juan Piqueras: el “Delluc” español, Valencia, Filmoteca Generalitat Valenciana. IVAECM, 1988, v.1, pp. 115).


Selección filmográfica


Cine y política

- Stachka (La huelga, S. M. Eisenstein, 1924)
- Bronenosets Potyomkin (El acorazado Potemkin, S. M. Eisenstein, 1925)
- Mat (La madre, Vsevolod Pudovkin, 1926)
- Staroye i novoye (La línea general, S. M. Eisenstein, 1929)
- Zemlya (La tierra, Aleksandr Dovjenko, 1930)
- À nous la liberté (Viva la libertad, René Clair, 1931)
- Quatorze juillet (14 de Julio, René Clair, 1933)
- Konets Sankt-Peterburga (El fin de San Petersburgo, Vsevolod Pudovkin, 1927)
- Tri pesni o Lenine [Tres cantos a Lenin, Dziga Vertov, 1934]
- Arsenal (Alexander Dovzhenko, 1929)
- Potomok Chingis-Khana (Tempestad sobre Asia, Vsevolod Pudovkin, 1928)

Cine valenciano: Maximiliano Thous (director), Anita Giner y Adelita Ruiz (actrices)

- La Dolores (Maximiliano Thous, 1924)
- Moros y cristianos (Maximiliano Thous, 1926)
- Castigo de Dios (Hipólito Negre, 1925)
- El monje de Portacoeli (Ramón Orrico Vidal, 1926)
- El negro que tenía el alma blanca (Benito Perojo, 1926)
- Rocío Dalbaicín (Mario Roncoroni, 1927)

Cine en la transición del mudo al sonoro

- La aldea maldita (Florián Rey, 1930)
- Sous les toits de Paris (Bajo los techos de París, René Clair, 1930)
- City Lights (Luces de la ciudad, Charles Chaplin, 1931)
- Greed (Avaricia, Erich von Stroheim, 1924)
- The Wedding March (La marcha nupcial, Eric von Stroheim, 1928)
- Charles Chaplin. Todos sus cortometrajes para Essanay y Mutual (1917 – 1925)
- Buster Keaton. Todos sus cortometrajes (1917 - 1929)
- Cortometrajes de Harold Lloyd Vol. 1 y 2
- The Freshman (El estudiante novato, Sam Taylor, 1925)
- The Strong Man (El hombre cañón, Frank Capra, 1926)
- The Kid Brother (El hermanito, Sam Taylor, 1927)
- La hermana San Sulpicio (Florián Rey, 1927)

Cine independiente y de vanguardia

- Entr’acte (Entreacto, René Clair, 1924)
- La glace à trois faces (El espejo de las tres caras, Jean Epstein, 1927)
- Un chien andalou (Un perro andaluz, Luis Buñuel, 1929)
- L’âge d’or (La edad de oro, Luis Buñuel, 1930)

Obra varia

- Häxan (La brujería a través de los tiempos, Benjamin Christensen, 1922) - Melodie der Welt (Melodía del mundo, Walter Ruttmann, 1929)
- À propos de Nice (A propósito de Niza, Jean Vigo, 1930)
- Taris, roi de l’eau (1931)
- El expreso de Shanghai (Josef von Sternberg, 1932)
- Las cuatro hermanitas (Little Women, George Cukor, 1933)
- Zero de conduite (Cero en conducta, Jean Vigo, 1933)
- L’Atalante (Jean Vigo, 1934)
- Our Daily Bread (El pan nuestro de cada día, King Vidor, 1934)
- La kermesse héroïque (La kermesse heroica, Jacques Feyder, 1935)


Selección bibliográfica

- GUBERN, Román. Los años rojos de Luis Buñuel. Madrid: Cátedra, 2009
- LLOPIS, Juan Manuel. Juan Piqueras: el "Delluc" español. Valencia: Filmoteca Generalitat Valenciana. IVAECM, 1988. Obra en 2 volúmenes.
- PÉREZ MERINERO, Carlos y PÉREZ MERINERO, David. Del cinema como arma de clase: antología de Nuestro Cinema 1932-1935: Fernando Torres, 1975
- Revista Nuestro Cinema: cuadernos internacionales de valorización cinematográfica. 1932-1935


Nota: las fotografías que incluye esta sugerencia han sido reproducidas de las obras de Juan Manuel Llopis, y Carlos y David Pérez Merinero, citadas en la selección bibliográfica.

AGENDA DE ACTUALIDAD Y PROGRAMACIÓN

  • Registro telemático
  • Instrucciones tramatación Telemática
  • Restauraciones IVAC
  • Imágenes por rescatar
  • Acceso al catálogo de la Filmoteca
  • Curts20'18''
  • Básicos Filmoteca 2018
  • FestiMapp
  • EFG 1914
  • Depósito de películas. CulturArts IVAC recupera tus recuerdos
  • Berlanga Film Museum
  • Taller estándares metadata
  • EDCINE
<
culturarts generalitat valenciana

© Institut Valencià de Cultura

Plaça de l'Ajuntament, 17
46002 València

Audiovisuales y Cinematografía

Plaza del Ayuntamiento, 17
46002 València

Tel. 963 539 300
audiovisual_ivc@gva.es

Nota legal

Contacto express





Acepto las condiciones y la
política de privacidad